Dormir en un espacio en ‘Blanco’

El descanso nocturno es el bálsamo reparador que calma y restaura el cuerpo. Este proceso está fuertemente influenciado por el reloj biológico interno, que se ajusta a señales externas como la luz solar y la temperatura ambiental. El ciclo natural de sueño y vigilia, cuidadosamente sincronizado con un periodo de 24 horas, juega un papel crucial en el bienestar general.

Tener un verdadero descanso y un sueño reparador en una habitación segura y saludable, eso significa con el menor impacto de campos electromagnéticos posibles y geopatías, contribuye a una mejor salud física y mental, y permite que el cuerpo se recupere y se regenere con máxima energía.

Las interrupciones e “interferencias” en el patrón de sueño pueden tener consecuencias perjudiciales para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo. El aprendizaje, la memoria, la resistencia física, el sistema inmune, la salud en general y el estado de ánimo se ven directamente afectados por la cantidad y calidad del sueño.

¿Pero pueden los campos electromagnéticos en el dormitorio impactar sobre la calidad del sueño?

La respuesta es Sí. La exposición a radiaciones electromagnéticas (CEM) y especialmente durante la noche podría potencialmente producir:

  • Alteraciones endocrinas,
  • desequilibrios Neurovegetativos,
  • y alteraciones inmunológicas.

Por poner algún ejemplo, puede obstaculizar la producción de melatonina, una hormona crucial para regular el ciclo del sueño y que puede provocar diversos síntomas como fatiga al despertar, irritación alérgica, palpitaciones cardíacas, dolor muscular, agotamiento y debilitamiento del sistema inmunológico, también hipofunción tiroidea, …

  • SINTOMAS AGUDOS: Cefalea, prurito cutáneo, irritación de garganta, de ojos, nasal, rinorrea, tos, náuseas, odinofagia o acúfenos, inestabilidad motora, palpitaciones sensación de fatiga o de desconexión con el ambiente.
  • SINTOMAS CRÓNICOS: Fatiga física o mental, Dolor osteomuscular difuso, migraña, Insomnio, Irritabilidad, desánimo, falta de concentración mental, temblor, inestabilidad motora, Trastorno del ritmo intestinal, disregulación hormonal lo que puede provocar descontrol en el ciclo menstrual a las mujeres, también problemas de fertilidad masculina, …entre otros síntomas.

Por ello es de vital importancia crear ambientes más naturales y saludables, como por ejemplo utilizar pinturas ecológicas, libres de metales pesados, textiles de fibras naturales, … para que el cuerpo logre alcanzar las fases más profundas del sueño, esenciales para la recuperación y el descanso y disminuir la exposición a los campos electromagnéticos (CEM) en el dormitorio.

Expertos presentan algunas formas de disminuir la exposición a los CEM mientras se duerme y crear un ambiente de sueño más saludable.

Apagar el teléfono móvil por la noche

Si esto no se hace, estos CEM pueden interrumpir el patrón de sueño y socavar el sistema inmunológico. La opción de mantenerlo fuera del dormitorio logrará una reducción significativa en la exposición general a la radiación.

No cargar el teléfono durante la noche junto a la cama 

La radiación emitida durante la carga del teléfono durante la noche puede interrumpir los ciclos de sueño.

Revisar los dispositivos eléctricos en el dormitorio

Los dispositivos eléctricos cableados emiten campos eléctricos sorprendentemente fuertes, incluso cuando están apagados. Se recomienda mantener televisor, ordenadores, estéreos y aire acondicionado alejados a una distancia mínima de metro y medio y desconectados de la corriente durante las horas de sueño.

Dormir en un colchón sin resortes metálicos 

Los resortes metálicos pueden actuar como una antena que magnifica las emisiones CEM de la radiación del televisor o cualquier otro aparato que se tenga en el dormitorio que produzca ondas electromagnéticas. los colchones de tela o látex, son la mejor opción.

No usar mantas eléctricas

Este tipo de mantas emiten radiaciones electromagnéticas de alta potencia que cubren el cuerpo durante toda la noche mientras se duerme.

Usar productos de protección

El mercado nos ofrece una gran cantidad de productos de soluciones anti-CEM de alta calidad para protegerse de la exposición a las radiaciones.

Muy importante, evitar el uso de teléfonos móviles o dispositivos electrónicos de alta frecuencia en niños pequeños, por el impacto que tiene en las estructuras cerebrales en desarrollo.

Es muy real que actualmente la dependencia electrónica es inmensa, pero debemos trabajar para que estén a nuestro servicio sin crearnos problemas, porque, aunque estas ondas no se “vean”, están, sino no funcionarían dichos aparatos y el cuerpo humano es el más sensible a ellas.

¡¡La Vida es una carrera de resistencia, a donde queremos llegar en las mejores condiciones!!

Más artículos

Scroll al inicio
Abrir chat
1
Escanea el código
Hola 👋
¿En qué te puedo ayudar?